Trucos para optimizar el espacio en tu armario

Un armario puede ser el mueble más útil de una casa, o un estorbo. Todo depende si sabemos organizar su contenido adecuadamente. Y, para organizarlo bien, debemos aprender un concepto clave: optimizar. Optimizar armario significa poner las cosas en su interior de la manera que mejor aprovechemos el espacio, ordenadas para que encontrarlas sea fácil y rápido.

Optimizar armario de manera fácil

Tanto si hablamos de un armario ropero como de los armarios del baño o la cocina, existen unos trucos sencillos que te permitirán optimizar el espacio y aprovecharlo al máximo:

Escoge bien lo que necesitas guardar. A veces hay cosas que seguimos teniendo en el armario por simple inercia pero que no necesitamos para nada. Lo primero que hay que hacer, pues, es una selección de lo que realmente necesitamos.

  • Coloca en el fondo del armario lo que usas menos y delante lo que usas más. Así no vas a tener que moverlo todo para coger una sola cosa, y se mantendrá más ordenado.
  • Clasifica las prendas de ropa por tipo de prenda y color. Así te será más fácil encontrarlo todo.
  • Clasifica los utensilios de cocina, platos, vasos, o utensilios del baño por tipo y tamaño.
  • Usa separadores y cajas para guardar separadas las cosas distintas. Así, si no encuentras algo, sólo tendrás que buscar en una caja.
  • Las prendas de ropa que no se arrugan (o que da igual si se arrugan un poco), como la ropa interior, las camisetas, los calcetines…, enróllala en lugar de doblarla. Se verá mejor a simple vista.
  • Cuelga solo aquello que realmente necesite estar colgado, ya que las perchas son la manera menos eficiente de guardar la ropa.
  • Si el armario tiene cajones, usa cada cajón para un solo tipo de objeto o prenda. Así, aparte de ser fácil encontrar las cosas no perderás espacio con un Tetris de formas y tamaños distintos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *